¿Cómo cuidar una orquídea?

Las orquídeas son plantas muy hermosas, pero también muy delicadas. Son decenas de miles de especies, lo que podrá representar cambios en algunos de los cuidados. Sin embargo, hay consejos generales a seguir cuando se trata del cuidado de esta flor

Ubicación
Las orquídeas requieren luz y ventilación, pues de lo contrario morirán. Lo mejor es disponerlas cerca de una ventana con orientación hacia el sur o hacia el este. Allí recibirán la luz indirecta que necesitan. Pero también es importante que reciban ventilación adecuada al menos por unas horas diarias

Maceta y sustrato
Estas flores requieren humedad, pero no estar encharcadas, así que consiga una maceta con orificios para el drenaje con un plato por debajo. Esto permitirá que ella reciba solo la humedad necesaria.

En cuanto al sustrato, se pueden conseguir sustrato especial para orquídeas que facilita el drenaje. Los mejores son aquellos que se realizan a base de madera o de musgo

Fertilización
Fertilice sus orquídeas para la floración. Puede hacerlo una vez al mes durante la floración, con un fertilizante casero de 10-10-10. Dilúyelo en un poco de agua y aplíquelo a la planta. Trate de no regar la orquídea en los días siguientes para dar tiempo a que absorba todos los nutrientes primero.

Poda
Las orquídeas requieren ser podadas. Cuando una flor ya ha muerto?, el tallo debe ser retirado. Esto se debe a que las orquídeas no salen dos veces del mismo tallo.

Riego
Existen muchos consejos para regar una orquídea, uno de los mejores será introducir los dedos en la tierra y verificar si tiene o no humedad. Ponga un poco de agua en la maceta y el agua sobrante en el plato.

SCROLL UP